top of page

Las posibilidades de escuchar a escondidas en la F1 disminuyeron con los años.

Desde el Spygate de 2007, cuando el ingeniero de Ferrari Nigel Stepney pasó diseños del equipo italiano a un amigo que trabajaba en McLaren y el equipo británico fue castigado severamente, la Fórmula 1 ha evitado caer en cualquier escándalo de espionaje y escuchas. Sin embargo, los equipos aún se vigilan de cerca y la última prohibición que se instauró en la pretemporada 2020, la de los paneles grandes para tapar los coches, hace que echar un ojo al rival sea un poco más fácil. La radio del equipo también es una herramienta interesante para saber qué están haciendo los otros equipos.

Según Graham Watson, el director del equipo AlphaTauri, “Usamos un sistema digital para esto. Cada equipo tiene su propia frecuencia de radio codificada, por lo que sin los canales oficiales no deberías poder captar nada. Si eso sucede, es que has tenido suerte, pero normalmente no es posible” . Además, cada equipo tiene la posibilidad de escuchar a los demás durante los fines de semana de carrera . Normalmente asignan a cada persona dos o tres equipos para que puedan buscar información y captar las palabras clave. Por supuesto, escuchan mucha comunicación irrelevante, así que solo prestan atención a las palabras clave y trabajan con ellas .



Comments


bottom of page